29 de agosto de 2012

Esterilizar evitaría el 50% de los abandonos

Unos 250 perros, 300 gatos, caballos y hasta algún cerdo vietnamita residen en el Albergue de Animales de Alicante. Se desmiente así el tópico de la mala relación entre perros y gatos, ya que "si conviven desde siempre no tienen ningún problema", comenta el veterinario.
Sentana, el veterinario, dice que la moda que surgió hace unos tres años de tener un cerdo vietnamita como mascota le ha convertido ahora en "una de las especies más abandonadas por ser muy prolíferos". Además, añade que "lo que se vende y compra de manera consumista, se abandona de la misma forma". Una medida alternativa que se ha tomado recientemente es la de "trasladar a estos ejemplares a granjas escuelas de la zona como se está haciendo con la de la Torre de les Maçanes", declara el veterinario.

"La mitad de los abandonos podrían evitarse si la gente se planificara mejor y apostara por la esterilización", afirma de manera rotunda Sentana. Según él, uno de los principales problemas es que "no hay control de la natalidad y la gente no sabe que hacer cuando su mascota tiene un gran número de cachorros".

El veterinario habla de la evolución de los factores que propician los abandonos. Dada la situación económica actual, a la causa de los abandonos por un "cambio de residencia o viajes a consecuencia de una buena posición económica", se añade la de verse 'forzada' en muchos casos por embargos, fallecimientos y otras situaciones de conflicto que los vuelven "aún más duros", declara Sentana. Por eso, desde la protectora han puesto en marcha una iniciativa que ayuda a familias que por tener una delicada situación económica no pueden abonar los servicios de los veterinarios usuales. "Desde aquí intentamos tratarlos y cubrir necesidades médicas urgentes para evitar que este tipo de familias (que se han multiplicado por diez) tengan que abandonar a sus mascotas", explica Sentana.

Otro servicio puesto en marcha recientemente es albergar a las mascotas de mujeres maltratadas que han sido trasladadas a casas de acogida, pero que no quieren deshacerse de sus animales. "En muchos casos, el agresor utiliza la vida del perro como medida de presión para atacar a la víctima", afirma el veterinario.
El veterinario remarca también que el maltrato por neglicencia es en muchos casos "más difícil de curar que el físico, aunque menos conocido". La omisión de cuidados, como puede ser un 'simple' corte de pelo en un perro, puede causarle una deformación grave en los huesos de los pies, de forma que al pelarlo ya no pueda volver a caminar.

Cuando un animal 'nuevo' llega al albergue el protocolo de actuación comienza con un examen médico y un posterior registro en el que "se pasa unas tres veces el lector de chips para estar completamente seguros que el animal no tiene dueño", explica el veterinario. Tras esto, llega el llamado por el propio Sentana como "tetris", para ubicar a los animales en las jaulas de acuerdo a su tamaño y a su carácter. Es más, la Unión Europearecoge en su normativa una premisa que expone de manera explícita que los animales no deben estar aislados en una jaula siendo esto contraproducente para su equilibrio emocional.

En la misma línea de convivencia, destaca el Programa de Reeducación de Menores en el que colabora la Consellería de Bienestar Social, la Fundación Diagrama y la Sociedad Protectora de Alicante. "Además de dar y recibir amor, los jóvenes aprenden los cuidados y valores necesarios para el trato con los animales", comenta Sentana.

Dentro del albergue alicantino destaca la zona propia de esparcimiento de las mascotas, ya que como el propio Sentana declara, la clave del bienestar es "el juego, el cariño y un trato acorde con las condiciones propias de cada animal". La adopción es gratuita, aunque el veterinario dice que "intentan asegurarse muy bien de que la persona que va a adoptar es consciente de la responsabilidad que esto conlleva" y que debe abonar los gastos veterinarios y la imposición del chip como medida obligatoria.

Disponible VÍDEO.



4 de agosto de 2012

Los gatos también lloran

Cierto es que los gatos son más independientes que los perros, pero suele ocurrir, que cuando han vivido toda su vida en una casa rodeado de personas o simplemente son más dependientes, no logran superar el abandono.
Es el caso de Borja, Merlín y Calcetines.
Los tres son gatos caseros habituados a las comodidades de un hogar. 
Borja es un gato enorme, anciano y desuñado que se esconde en un rincón del que hay que obligarle a salir para estar un rato con él. Disfruta con las caricias y la compañía.
Merlín es bastante joven, súper cariñoso, también se esconde y sale cuando lo llamamos para no despegarse de nosotros. 
Calcetines es un gato adulto que se oculta siempre muy cerca de Borja, también es muy cariñoso y hay que forzarle a salir de su caseta para que no se deje llevar por la pena. En cuanto nos alejamos un poco, corre de nuevo a esconderse.

Los tres necesitan una casa urgente.


Adoptados

Todas las imágenes son propiedad de La Sonrisa de Kuzca y colaboradores.